Política
Caso Tersa
Viceministro: ‘A simple vista hay conflicto de intereses’
Jiménez se refirió caso Tersa este jueves. Foto: Min. de Justicia.

Valorar esta noticia: 
sin votos aún

Jueves, 7 Marzo, 2019 - 13:04

El viceministro de Transparencia, Diego Jiménez, aseveró que “a simple vista existe un conflicto de intereses” que pueda dar pie a ilícitos, respecto a la relación que existe entre el concejal de Sol.bo, Fabián Siñani, y su esposa apoderada de la empresa Tersa, contratada por la Alcaldía para el tratamiento de basura.

El caso de presunto tráfico de influencias fue denunciado por la diputada del MAS Betty Yañiquez, quien reveló indicios de que la esposa de Siñani, Maricruz Medrano, hizo gestiones ante el municipio a favor del consorcio del empresario Edwin Saavedra, que es accionista de Tersa.

En su última denuncia, Yañiquez reveló unas notas en que el mismo Siñani, como secretario del Concejo, responde a su esposa, como apoderada de Saavedra, en el trámite para facilitar fotocopias legalizadas de una ordenanza.    

“A simple vista es un conflicto de intereses y da lugar a que esto pueda generar en diferentes irregularidades vinculadas a ilícitos”, dijo el Viceministro, quien aclaró que el Ministerio de Justicia y Transparencia asumirá una posición respecto al caso cuando reciba una denuncia formal.

Al respecto, el portavoz de Sol.bo, José Luis Bedregal, sostuvo que no existen pruebas no documentación que puedan sustentar la denuncia de “tráfico de influencias”.

Respecto al intercambio de cartas de Siñani y su esposa, Bedregal señaló que en nivel central del Estado también deben suceder situaciones similares, como por ejemplo, notas entre el ministro de Economía, Luis Arce, y su esposa que trabaja en el Banco Unión.

Bedregal pidió al MAS a que tenga cuidado con lo que señala y se maneje con seriedad.

Llama a Revilla a que denuncie

El viceministro Jiménez convocó al alcalde Revilla a que, si tiene conocimiento de irregularidades del MAS, que presente su denuncia.

Se refirió a una declaración que hizo Revilla, cuando dijo a las diputadas del MAS que “por tratar de encontrar alguna irregularidad, cuidado le estén haciendo un daño a su propio partido cuando se descubra toda la verdad”.

Para Jiménez, al decir “cuidado” Revilla hizo una advertencia y sugirió que habría irregularidades en el MAS. En ese entendido, dijo que el Alcalde tiene la obligación de denunciar si conoce de anomalías y que tiene abiertas las puertas del Ministerio de Justicia para hacerlo.

Al respecto, Revilla anunció que le enviará sus declaraciones textuales al Viceministro. Explicó que su declaración apuntaba a señalar que cuando alguien miente o hace una acusación falsa, termina quedando en descrédito.

 


Valorar esta noticia: 
sin votos aún