Indígenas
La OMS recomienda 16 kilos por persona
Bolivianos comen menos pescado al año
pescado-frito

Jue, 28/02/2013 - 15:37

La carne de pescado, una buena fuente de proteínas, vitaminas y minerales como el calcio,  protege el corazón y previene la artritis por su alto contenido de grasa Omega-3, sin embargo, en el país su consumo es menor de dos kilogramos (Kg) por persona al año, cuando el Organismo Mundial de la Salud (OMS) recomienda comer 16Kg, informó el director Ejecutivo del Centro de Investigación de Desarrollo Acuícola Boliviano (CIDAB) del Ministerio de Desarrollo Rural y Tierras, José Mendoza.

La pesca comercial en Bolivia llega a 6.568 toneladas (Tm) al año, pero el gobierno reconoce que esta cifra tiende a bajar porque no hay un control a esta actividad que amenaza a especies nativas como el sábalo, pacú, surubí, qarachi (amarillo-negro) y el mauri, éstas dos últimas del lago Titicaca de La Paz están en vías de extinción.

“Esta es una tendencia mundial que la pesca siempre va bajar, por la presión misma de la población y porque en Bolivia no hay mucho control; no se respeta madera y en unas cuencas no hay veda, como se pudo comprobar en el Lago Titicaca no se pudo hacer una veda planificada”, declaró Mendoza a la Agencia de Noticias Indígenas de Erbol.

Importación 

De acuerdo con un informe de la situación actual del sector pesquero, que hace conocer el Ministerio de Desarrollo Rural y Tierras, al país se importa más pescado de lo que se produce. Anualmente se trae 7.673 Tm de pescado, ya sea procesado o en su forman natural, de países como Perú, Argentina y Chile, entre otros, como trucha, sábalo, mariscos, enlatados de atún y sardina.   

La Acuicultura creció en los últimos años y se plantea como una solución para contrarrestar la escasez del pescado en el mercado nacional.  Por gestión este rubro produce 653 Tm, empero, es menor a la pesca de subsistencia de 2.403 Tm por año.

“Sabemos que la población tiene que consumir carne de pescado. Si la pesca no abastece esa demanda entonces tiene que haber otro rubro que es la acuicultura, que es la crianza de peces, ya sea por emprendedores privados o comunales, donde la gente empieza a criar y comercializar la carne de pescado”, afirmó Mendoza.    

 

Cuencas

El director del CIDAB explicó que la acuicultura empieza a consolidarse en las cuencas del Altiplano y de la Amazonía, una actividad que inició en el país el año 1940 y toma fuerza durante los ’80 y ‘90. 

La cuenca de la Amazonia ocupa el 65% del área total del país y cuenta con 700 especies registradas, un sector donde está la menor densidad de la población nacional, por lo que no existe mucha presión para la pesca. 

En la cuenca del Plata existen 170 especies de peces y en la del Altiplano sólo 32, sin embargo, en ambos sectores hay más habitantes que hacen que el negocio y la demanda de la carne del pescado sean mayores. 

Mendoza indicó que la piscicultura funciona más en la Amazonía porque en el Altiplano la trucha es carnívora y la harina de pescado para está es costosa. Mientras que los peces de la Amazonía, como pacú y sábalo aceptan frutas y verduras como comida, que hace factible su crianza.

“El potencial en la Amazonía está por el hábito alimenticio de las especies acuícolas que son aptas para la crianza de peces como el pacú que comen fruta y verdura a comparación de la truchicultura del altiplano que es 100% carnívoro”, puntualizó.     


Valorar esta noticia: 
Average: 5 (1 vote)

ERBOL ON-LINE 


LA ENCUESTA DEPORTIVA

¿Cree usted que la selección boliviana de futbol debe tener un técnico extranjero? 

INSTITUCIONES AFILIADAS A ERBOL