Seguridad
Dice que el “crimen del poder puede más”
León se declara en huelga de hambre tras nueva orden de aprehensión
Eduardo León, abogado de Gabriela Zapata. Foto: Archivo.

Valorar esta noticia: 
sin votos aún

Martes, 31 Mayo, 2016 - 16:21

El abogado Eduardo León, exdefensa de Gabriela Zapata, inició hoy una huelga de hambre en reclamo al supuesto atropello que sufre por parte del Ministerio Público, que emitió hoy una nueva orden de aprehensión en su contra por los delitos de falsedad ideológica y uso de instrumento falsificado. Días antes se le otorgó detención domiciliaria por otro delito.

“Ante la forma en cómo he sido tratado, la manera en la que estoy siendo detenido injustamente, una nueva aprehensión y un acto sañudo que el Gobierno está haciendo, en este momento me estoy declarando en huelga de hambre y reclamo a la comunidad internacional que pueda resguardar los derechos constitucionales de una persona”, dice León en un video que circula por las redes sociales.

Agregó que pese haber demostrado ser un “hombre profesional y honesto”, el “crimen del poder puede más sobre la verdad histórica y verdad material”.

La reciente orden de aprehensión se basa en la denuncia puesta por la ministra de Transparencia, Lenny Valdivia, quien afirmó que el jurista enfrenta 19 denuncias anteriores sin resolver.

El pasado 25 de mayo, la autoridad brindó una conferencia de prensa y precisó que los delitos son falsedad material e ideológica, difamación y calumnia, apropiación indebida, trata de seres humanos, desacato, uso indebido de influencias, amenazas, estafa y sedición.

Remarcó la presunta falsedad del certificado de egreso, el Título en Provisión Nacional de abogado y la Libreta de Servicio Militar, extremo que dijo debe ser indagado por el Ministerio Público.

León fue aprehendido el pasado 17 de mayo, cuando fue acusado de cuatro delitos, entre ellos la trata de personas. El abogado de Zapata, la exnovia del presidente Evo Morales, fue implicado en la presentación de un niño ante las autoridades judiciales, de quien supuestamente afirmó que se trataba del hijo de Morales y Zapata, sin que esto sea verdad.

Pese a que León aclaró que el día de la presentación del menor, él se encontraba en una audiencia en Oruro, la Fiscalía lo imputó por los cuatro delitos.

Después de su aprehensión, permaneció nueve días en celdas judiciales sin que su situación jurídica se defina. El jueves 26 de mayo, se le otorgó detención domiciliaria y su familia pagó 80 mil dólares de fianza, los ahorros de 17 años, según contó su esposa Graciela de León.

Sin embargo, la decisión no pudo ser concretada supuestamente por falta de custodios y presuntos errores en el sistema de migración. De esa forma, León permaneció cuatro días más en celdas judiciales, lo que hizo un total de 13 días detenido.

        


Valorar esta noticia: 
sin votos aún